• Address: Cádiz, Madrid, Alicante
  • Email: info@marinos.es
  • Timing: Lunes a Viernes: 09:00 - 19:00

Diferencias entre barco, embarcación, yate y buque

En las clases presenciales que impartimos en los cursos de PNB y PER es habitual que surjan dudas sobre qué diferencias hay entre un barco, embarcación, yate o un buque. Si bien todos comparten el propósito de la navegación, su utilidad y finalidad, así como la eslora o la lista de matrícula, hace que surjan diversos criterios para diferenciarlos.

Vamos a partir del concepto de artefacto flotante, como aquel objeto global con capacidad para navegar, es decir, tener una propulsión y un gobierno. Con esta escueta definición nos podemos precipitar al resto de conceptos que nos apremian.

Broker náutico Marinos

¿Qué es un barco?

La legislación entiende por barco todo aquel objeto flotante con una eslora mínima de 2,5 metros. Si la eslora es menor no se puede considerar como tal, sino como un mero flotador. Por ejemplo, una pequeña embarcación neumática de juguete. Así tenemos la eslora de 2,5 metros como el mínimo para decir que un artefacto flotante tiene la condición de barco.

Dentro de la categoría de barco podemos incluir al resto de definiciones: embarcación, yate y buque. Así cualquier artefacto flotante, mayor de la eslora mínima, ya sea una canoa o un petrolero de 300 metros, se puede considerar como barco.

Barco es la definición más genérica. En ella se engloban multitud de propósitos: el transporte de mercancías, de personas, el recreo, el fin comercial y lucrativo, la defensa nacional, labores de investigación… e incluso plataformas de extracción de crudo.

Curso de PER y PNB en Sevilla y Huelva Academia Marinos

¿Qué es una embarcación?

Al hablar de embarcación nos vamos a referir a un tipo de barco limitado por su eslora. Embarcación se refiere a una menor eslora que se sitúa como máximo en 24 metros (lo máximo que puede gobernar un PER y un Patrón de yate). Si bien, no hay inconveniente a llamar embarcación a un barco de 30 metros. A fin de cuenta estas palabras se utilizan como sinónimos en el lenguaje cotidiano.

La embarcación, por ser de eslora limitada, está referida a barcos de recreo, barcos auxiliares de la pesca y barcos pequeños. Eso no quita del propósito de la embarcación. Podemos encontrar embarcaciones adscritas a la defensa nacional, como lanchas militares, y embarcaciones netamente de recreo, como un velero de 6 metros.

El término “embarcación” lo utiliza sobre todo el Reglamento Internacional para Prevenir los Abordajes en la Mar, nuestro conocido RIPA o COLREG, en el mundo marítimo internacional. Así mismo, el rol lo ha asumido la legislación nacional, que se refiere a embarcación a barcos inferiores de 24 metros, por ejemplo, la Rodman 1170. Este límite es interesante tenerlo en cuenta en la definición del próximo concepto: buque.

Cursos PER en Huelva

¿Qué es un buque?

Vamos a crecer en eslora. Desde los 24 metros la normativa internacional se refiere a los barcos como buques. El término suena fonéticamente a superlativo, es decir, da idea de un mayor tamaño, y así es.

Nos referimos a buques cuando hablamos de barcos mercantes, militares y grandes embarcaciones, con ese límite por lo bajo de 24 metros. Y eso tiene una aplicación directa en la náutica recreativa, que llevó hace unos meses a un debate en los foros de Capitán de yate.

El Real Decreto 875/2014 que regula las titulaciones náuticas de recreo limita la eslora de todas las titulaciones mayores: PER, PY y CY, a 24 metros. La publicación de la norma supuso poner coto a los titulados con el Capitán de yate, curso que impartimos en Academia náutica MARINOS. Sin embargo, fueron muchos los que no apreciaron que semanas antes se había publicado el “Real Decreto de grandes yates”.

En el Real Decreto 804/2014, en su artículo 3º, se indica que todos los buques de recreo pueden ser gobernados con el título de Capitán de yate. Entonces ¿Cuál es la diferencia? La diferencia es que todo barco igual o superior a 24 metros se considera “buque” a efectos de la normativa internacional, y más concretamente que está sometido a las regulaciones y convenios internacionales.

Por ejemplo, un yate de 30 metros, a pesar de estar dedicado a la navegación de recreo, no debe pasar la ITB, en su lugar debe superar los reconocimientos de certificados de navegación que impone el ministerio, igual que si se tratara de un barco de 100 metros.

Yate atardecer regalo original navidad dia padre Academia náutica MARINOS

¿Qué es un yate?

La condición de “yate” de un barco no depende de la eslora, como en los tres casos anteriores, sino que le viene dada por su finalidad. El yate es un barco de recreo, tenga 6 metros o 40 metros. Eso implica que debe estar inscrito en la lista 6ª o 7ª de matrícula de barcos.

Todos los yates se pueden gobernar con títulos de recreo: PNB, PER, PY o CY, dependiendo de la zona de navegación a que esté despachado y de la eslora del barco.

Los yates solo pueden dedicarse a fines recreativos. Por ejemplo, no sirven para llevar personas de un puerto a otro en línea regular, sino como parte de una actividad de recreo.

Y ahora que ya sabes la diferencia entre barco, embarcación, yate y buque, ¿Qué te parece si te animas a estudiar un curso náutico y comienzas a navegar siendo tu propio patrón? Infórmate de nuestros cursos de Titulín, PNB, PER, Patrón de yate y Capitán de yate. Tienes a disposición el formulario de contacto para hacernos llegar las dudas y consultas.

Origen etimológico de: barco, embarcación, yate y buque

El origen etimológico de las palabras nos aporta mucha información sobre ellas y nos ayuda a comprender mucho mejor su significado. En este artículo queremos aportar información interesante sobre el origen etimológico de algunas palabras que son de gran relevancia en el ámbito marítimo.

Yate

La palabra Yate tiene su origen en Jagen que significa cazar. Ya los germanos usaban la expresión jachtschiff que significa “barco de caza” para denominar a un velero muy rápido y ligero que se usaba con esta finalidad, la caza.

Sería en el siglo XVI cuando la marina holandesa empezó a utilizar este tipo de barco para perseguir a piratas y contrabandistas. Sería un siglo después cuando esta embarcación se usaría como nave de recreo por parte del rey Carlos II, gracias a que la Dutch East India Company le ofreció una nave como regalo. A partir de ahí se empezaron a fabricar naves de gran tamaño para esta finalidad dirigidas a persona ricas. Ya en el siglo XIX se consolidó esta palabra como Yate.

Barco

La palabra barco procede de barca y hace referencia a embarcación pequeña. Esta palabra procede del latín, de la palabra barca, que era usada como sinónimo de bote.
Se trata de un concepto que hace referencia a una estructura cóncava con grandes dimensiones y empleada como medio de transporte. Generalmente, la palabra barco sirve para referirse a diferentes estructuras de este tipo, tanto si se trata de un barco tipo crucero como si se trata de un barco pequeño o barcaza.

Buque

El buque es una embarcación con una cubierta de gran tamaño y robusto que se emplea para las navegaciones marítimas. Este barco se puede usar tanto para transporte de pasajeros como para transporte de mercancías. El origen de la palabra buque es francés y se denomina “buc” que viene a significar casco.

Embarcación

El origen de la palabra embarcación proviene de embarcar y del sufijo “ción” que viene a significar objeto o lugar y la acción o resultado dé. Hace referencia a un vehículo que se emplea para navegar por el agua pasando por una locomotora, vela o remo. Puede ser usado para el transporte de pasajeros o para el transporte de mercancías.


Conocer el origen de estas palabras ayuda en gran medida a comprender mejor su significado y a darle el uso adecuado a esta palabra. En el ámbito marítimo, los diferentes tipos de embarcaciones para moverse, ya sea para transportar pasajeros como para transportar mercancía, tienen un uso diferente y adaptado a las necesidades de cada momento.
Tanto los barcos como los yates, embarcaciones o buques, son vehículos para el desplazamiento marítimo. Conocer la etimología de las palabras es muy importante porque permite que podamos
hacer un uso apropiado de cada palabra y comprender mejor las diferentes acepciones que se pueden usar de cada palabra.
Es importante tenerlas muy presentes para trabajar con estos conceptos y aplicarlos de forma adecuada en cualquier circunstancia. Sin duda, si te gusta el mundo de la navegación y marítimo debes tener presentes los conceptos asociados a estas palabras.

Tags: ,